martes, 29 de mayo de 2012

Unas 1.500 personas se beneficiarán en Euskadi de los planes de empleo comarcales


Alrededor de 1.500 desempleados vascos podrían encontrar un trabajo temporal a través de planes de empleo comarcales que Lanbide subvencionará con los municipios a partir del mes de septiembre u octubre.

El viceconsejero de Planificación y Empleo, Javier Ruiz, y el director de Activación Laboral de Lanbide, Mariano Cortés, han presentado hoy esta iniciativa, a la que destinan 17 millones de euros, que podrían convertirse en 25 millones, al sumar las aportaciones de los ayuntamientos.
En una segunda fase, se movilizarán otros 14 millones (7 de ellos para comarcas en declive).
El proyecto parte de la Estrategia Vasca de Empleo y busca diseñar y ejecutar planes específicos de promoción de empleo en aquellos ámbitos en que resulte prioritario, dada la gran dispersión geográfica en la incidencia del paro en Euskadi.
Según las previsiones del Gobierno Vasco, este proyecto puede derivar en la creación a lo largo de este año de entre 1.000 y 1.500 puestos de trabajo temporales, de seis meses, a través de las ayudas a la contratación.
Los beneficiarios serán fundamentalmente personas con problemas para la contratación y perceptoras de ayudas sociales, según Ruiz.
La particularidad de este proyecto es que la planificación de empleo es local y adaptada a las necesidades de cada comarca o valle. Cada año se propondrán acciones prioritarias para cubrir las necesidades de cada comarca.
Para ello, Lanbide ha pedido a las administraciones locales que plasmen en un plan el diagnóstico del empleo en su zona. A partir de ahí, se identificarán las necesidades de cada comarca, municipio o barrio y el Servicio Vasco de Empleo diseñará acciones específicas para cubrir esas necesidades.
Tendrán la posibilidad de participar en este proyecto las 27 comarcas vascas. Para que obtengan las subvenciones, los planes de empleo comarcales deberán ser consensuados por la mayoría de los municipios que las componen.
Cada comarca que haya desarrollado su plan tendrá asignados unos recursos económicos por volumen de población, por lo que no tendrán que competir entre ellas por las subvenciones.
Las comarcas que tienen una tasa de empleo superior a la media de Euskadi serán prioritarias y también los barrios de las capitales vascas con más desempleados.
En una primera fotografía de la situación, Lanbide ha identificado una treintena de municipios que consideraría zonas en declive pertenecientes a las comarcas del Bidasoa, Oarsoaldea, San Sebastián oeste, el Bajo Deba, el Valle de Ayala, Encartaciones, Margen Izquierda e Ibaizabal.
Además, dentro de las tres capitales vascas también están identificando los barrios que más están sufriendo la destrucción de empleo.
Las entidades locales interesadas en participar en la iniciativa podrán presentarse a la convocatoria en un plazo de dos meses y, a partir de ahí, dispondrán de otros tres meses para aportar el proyecto completo.
Los primeros proyectos podrían ver la luz en septiembre o en octubre.
Fuente: Portalparados

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada