jueves, 4 de abril de 2013

Empresas que cazan las mentiras del currículo

El 40% de los candidatos a un empleo miente o exagera sobre su formación o experiencia. Algunos emprendedores se dedican a acreditar esos datos.

Según un estudio del IESE el 40% de los candidatos a un empleo miente o exagera la información que plasma en su currículo sobre sus estudios o experiencia profesional.
Otra investigación norteamericana concluye que los jóvenes lo hacen más aún porque asumen mejor el riesgo de ser pillados por el reclutador y por tanto eliminados del proceso de selección. Por contra, los más honestos serían los más sénior, quizá porque ya tienen más trayectoria de la que presumir.
Sea como fuere, lo que está claro es que en una fase de destrucción de empleo como la actual y de escasez de ofertas de trabajo, la competencia entre aspirantes se recrudece y la tentación de ser un Pinocho profesional se acrecienta.
Para ayudar a las empresas a verificar la información aportada por los candidatos y a éstos a diferenciarse de sus competidores en un proceso de selección, ha nacido CVerificado, una firma que ha desarrollado una plataforma online para facilitar y hacer más sencilla la acreditación de titulaciones, experiencia laboral, etcétera por parte de los candidatos. "Se trata de hacerlo lo más rápido posible para no perder la oportunidad si está inmerso ya en un proceso de selección", explica Dennis Pragasam, licenciado en Derecho, madrileño de 33 años, y uno de los cinco socios del proyecto –tres de ellos sólo inversores y dos más también ejecutivos–. Junto a él en la gestión de la empresa, Federico Calzado, otro abogado, cordobés de 40 años, con experiencia previa como director comercial y de recursos humanos.
La idea
CVerificado surgió en conversaciones dentro de este grupo de ejecutivos amigos que invirtieron 100.000 euros para que esta empresa viese la luz hace ahora poco más de un año.
Algunos de ellos, como Calzado, con experiencia como responsables de recursos humanos en distintas empresas y por tanto conocedores de las dificultades de comprobar la veracidad de los datos de los aspirantes a un empleo: "Nuestra experiencia es que en España casi ninguna empresa investiga o comprueba estos datos. Por eso también los profesionales pueden mentir más. Algo parecido ocurre en Portugal, primer país al que queremos expandirnos; y parecido en Latinoamérica, nuestro futuro objetivo de internacionalización. Sin embargo, en un país del Norte de Europa esto sería impensable", afirma.
A la necesidad de las empresas por comprobar la fiabilidad de sus candidatos al principio de un proceso de selección y no a su conclusión, se une la creciente conveniencia de los candidatos de diferenciarse claramente del resto de aspirantes por la escasez de ofertas de trabajo y el alto número de concurrentes en los escasos procesos de selección de personal. "Es una especie de sello de calidad que da veracidad a la información que contiene su currículo", concluye Pragasam.
Fuente: Expansión

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada