miércoles, 30 de noviembre de 2011

Los reclutadores consultan cada vez con más frecuencia los perfiles en redes sociales de los aspirantes


Ya os venimos comentando lo importante que es cuidar nuestros perfiles en Facebook, Twitter, etc porque nos pueden ayudar o condicionar en la búsqueda de empleo. Más del 90% de los reclutadores, gerentes de contratación y responsables de recursos humanos han visitado el perfil de un potencial candidato en una red social como parte del proceso de selección. Esta estadística es el resultado de un estudio, recogidos en una infografía desarrolla por Reppler, que encuestó a más de 300 profesionales de la contratación de empresas.
Según recoge la web puromarketing.com, de ellos, el 69% han rechazado algún candidato por lo que encontraron en el perfil de esa persona. Sin embargo, no hay que desanimarse pues los perfiles de redes sociales también pueden beneficiarnos. Casi el 68% de los reclutadores han tomado la decisión de contratar una persona tras ver el perfil del candidato.
¿Cuáles son las redes que suelen observar? En primer lugar, Facebook, una red social de amigos y en la que debemos tener mucho cuidado sobre qué compartimos y cuáles son nuestras preferencias de privacidad. Si deseamos comentar cosas privadas y tenerla sólo para nosotros, deben hacerse los ajustes necesarios en ella para evitar ser descartados en un proceso. En segundo con el 53%, vemos que los reclutadores echan un vistazo a Twitter y en tercera posición está LinkedIn con un 48%.
Algo que muchos querrán saber cuáles son los motivos para descartar a un candidato. En este sentido, encontramos que el haber mentido sobre una cualificación (13%) se encuentra entre los principales motivos, seguido de subir fotos inapropiadas, realizar comentarios negativos, haber realizado comentarios negativos sobre un empleo antiguo o demostrar pocas habilidades comunicativas, cada una de ellas con el 11% se encuentran. Les siguen realizar comentarios racistas o de apología de las drogas (10%), subir contenido donde se nos pueda contemplar bebiendo alcohol o en estado de dudosa embriaguez (9%) y compartir información confidencial sobre un empleo anterior.
Sin embargo no todos los indicios e información compartida a través de nuestros perfiles sociales puede repercutir de forma negativa. También existen otros que pueden beneficiarnos.
El 39% de los reclutadores y responsables de recursos humanos afirma que los candidatos ganan enteros cuando se llevan una buena impresión sobre la personalidad y la organización personal. Un 36% valora el hecho de que los candidatos no mientan y tengan realmente las cualificaciones que mencionamos en un CV.
De forma paralela, el 34% destaca las referencias y recomendaciones de terceros, es decir, cuando observan buenas referencias sobre los candidatos, a lo que sumar la opinión de un 24% que valoran los reconocomientos, premios o condecoraciones.
Nuestros perfiles en redes sociales pueden dar a los reclutadores una imagen más precisa para ver si tenemos capacidades para contar con el puesto, y sobre nuestra personalidad. Mantener los perfiles limpios y profesionales no es algo difícil, sino que sólo debemos echar un vistazo a nuestras páginas y eliminar todo lo que consideremos, o creamos que puede considerarse, poco profesional o negativo. Esto incluye redes como Facebook, LinkedIn, Google+ y Twitter, aunque el límite lo pondremos nosotros según las redes que tengamos.
El porcentaje de reclutadores que observan nuestro rastro en redes sociales va en aumento, así que debemos protegernos  y proteger nuestra carrera colocando sólo lo necesario en nuestros perfiles.
Fuente: Portalparados

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada